Selección: a los volantes que son indiscutibles para Scaloni se les mueve el piso cuando están en Europa


De Paul-Paredes-Lo Celso. Desde aquel triunfo contra Qatar en la Copa América 2019, partido casi fundacional para el desarrollo del equipo de Lionel Scaloni, la selección argentina definió su mediocampo titular, que mantiene hasta hoy. La confianza del seleccionador en este trío consolidó la columna vertebral de su plantel, confianza que fue devuelta con el título de la Copa América 2021 en el Maracaná. Nicolás Domínguez, Guido Rodríguez y Exequiel Palacios, respectivamente, se presentan como sus principales relevos.

Se da una paradoja: mientras que el tridente es indiscutible para el director técnico, no disfrutan de la misma continuidad en sus clubes. De los tres, sólo De Paul, tras un breve período de adaptación en el Atlético de Madrid, disfruta de minutos constantes: es uno de los jugadores más consistentes en un equipo que está rindiendo por debajo de las expectativas.

De Leandro Paredes, por su parte, siempre se esperaba que fuera a tener un desafío difícil por conseguir minutos en PSG. En el pasado mercado de pases el conjunto parisino sumó a Georginio Wijnaldum a la rotación de un mediocampo abarrotado, que incluye también a Danilo Pereira, Idrissa Gana Gueye, Marco Verratti y Ander Herrera: los últimos dos han sido más favorecidos por las elecciones de Mauricio Pochettino. Como consecuencia, desde su regreso del seleccionado tras el empate por 0-0 frente a Brasil, Paredes disputó apenas 429 minutos repartidos en 10 partidos, de los cuales solo fue titular en 5. De hecho, el ex Boca no completa los 90 minutos de un partido desde la derrota por 2-1 frente al Manchester City en la Champions League, el pasado 24 de noviembre.

La situación de Giovani Lo Celso es aún más crítica que la de Paredes. El exfutbolista de Rosario Central está pasando por su temporada más difícil en el Tottenham Hotspur. La comenzó jugando fuera de posición y partiendo desde la derecha bajo las órdenes de Nuno Espírito Santo, pero que ni siquiera pudo encauzarse luego del nombramiento de Antonio Conte como su sucesor. Entre sus problemas físicos y la falta de consideración del entrenador italiano, Lo Celso suma apenas 41 minutos de Premier League desde su nombramiento, el 2 de noviembre. Solo pudo ser titular en los partidos de League Cup contra Chelsea (derrota por 1-0) y de FA Cup contra el Morecambe de tercera división (triunfo por 3-1, con asistencia suya en el tercer gol). Parecería imperioso buscar un nuevo destino para él, ya sea en este mercado o en el próximo. Ayer, al menos, pudo jugar los últimos quince minutos en la victoria agónica sobre Leicester por 3-2.

Giovani Lo Celso vive un difícil presente en el Tottenham Hotspur.
Giovani Lo Celso vive un difícil presente en el Tottenham Hotspur.Agencia AFP – AFP

Sus relevos también viven un presente dispar. Exequiel Palacios carga con una lesión en la espalda y no será parte de la próxima lista, pero aún antes de su baja sus minutos en el Bayer Leverkusen eran irregulares; desde aquel empate en San Juan contra Brasil alternó titularidades y apariciones desde el banco en Bundesliga y Europa League, llegando a completar apenas tres partidos. El caso de Nicolás Domínguez en Bologna es el inverso: titular indiscutido en el equipo que dirige Siniša Mihajlović, acumula solamente 32 minutos en todo el 2021 con el seleccionado; tampoco integra la nómina. Parte de esta situación se explica en su transformación de volante de mucha llegada al área en un doble 5 de marca, que lo fuerza a competir por un puesto con Guido Rodríguez, quizá el volante de la selección que mejor rendimiento está teniendo en esta temporada, en el Betis.

Con la selección ya clasificada al Mundial de Qatar, la próxima doble fecha de Eliminatorias podría entonces ofrecer nuevas oportunidades para otros futbolistas que históricamente han estado al margen de las listas de Scaloni, particularmente para suplir el déficit en la zona de creación de juego. Emiliano Buendía se hizo un lugar en varias convocatorias a lo largo del año pasado, sin llegar a hacer su debut, pero su excelente forma en Aston Villa desde la llegada de Steven Gerrard al club lo deja en una buena posición para sumar minutos en los próximos encuentros. Lo mismo aplica para Alexis Mac Allister, que por fin se ganó la confianza del DT Graham Potter en Brighton, y la revalidó con muy buenas performances en una seguidilla de partidos que incluye dos empates contra Chelsea, último campeón de Europa, y triunfos contra el Brentford y el Everton (donde marcó un doblete). Manuel Lanzini, que también logró hacerse un lugar en el equipo titular del West Ham, es otro mediapunta que está mostrando un gran nivel en la Premier League, pero el seleccionador no lo consideró para los próximos cotejos por la forma de los otros dos jugadores.

Alexis Mac Allister volvió a la selección argentina y podría aprovechar la oportunidad para hacerse un lugar en el próximo Mundial. (Foto de Chris Brunskill / Getty Images)
Alexis Mac Allister volvió a la selección argentina y podría aprovechar la oportunidad para hacerse un lugar en el próximo Mundial. (Foto de Chris Brunskill / Getty Images)Chris Brunskill – Getty Images Europe

De todos modos, es muy improbable que el trío del mediocampo se rompa en el corto plazo. De Paul, Paredes y Lo Celso han demostrado proveer equilibrio defensivo, salida y una buena conexión con el ataque jugando juntos, independientemente de su rendimiento en sus respectivas ligas. Sin embargo, está claro que sumar mayor rodaje beneficiaría a ellos y a la selección, ya sea en sus clubes actuales o forzando transferencias, para llegar en las mejores condiciones posibles a la Copa del Mundo. Y tanto esta fecha FIFA como la de marzo supondrán una inmejorable oportunidad también para probar alternativas que aumenten la nómina de jugadores con los que Scaloni podría contar para noviembre. cuando llegue la hora cumbre.

Paredes intenta ganarse un lugar en el multiestelar PSG
Paredes intenta ganarse un lugar en el multiestelar PSGInstagram @leoparedes20



Tomado de LA NACION

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.