La Corte Suprema de Brasil autorizó la Copa América


Ahora sí. La Copa América quedó oficialmente autorizada. El Tribunal Supremo Federal del País (STF), el equivalente a la Corte Suprema de Justicia de la Argentina, alcanzó los votos necesarios para permitir la realización del torneo. Se trataba del último paso legal antes del inicio de la competencia. Este domingo arrancará todo con Brasil-Venezuela y Colombia-Ecuador. Y la Selección debutará el lunes a las 18 frente a Chile.

Mirá también

Mirá también

El presidente del STF, el ministro Luiz Fux, había aceptado este martes un pedido de la ministra Carmen Lúcia, quien reclamó una sesión extraordinaria del Tribunal para juzgar la realización del torneo, atendiendo los recursos presentados por el Partido de los Trabajadores (PT), la Confederación Nacional de Trabajadores Metalúrgicos y del Partido Socialista Brasileño. Y se fijó que este jueves sería la fecha límite para que cada uno de los miembros del tribunal enviara su voto de manera virtual.

Mirá también

Mirá también

No fue necesario esperar el voto de todos los jueces del tribunal. Como los primeros seis miembros que emitieron sus votos lo hicieron de manera positiva, se alcanzó la mayoría necesaria.

En este escenario, la Conmebol ajustó el protocolo sanitario que indica, entre otros puntos, que cada una las diez delegaciones podrán tener un máximo de 65 personas. También se pedirán test PCR con 24 horas previas a cada viaje y los cuidados para no romper las burbujas. Además, los partidos se jugarán sin público.

Mirá también

Mirá también

Apenas se anunció que Brasil sería la sede de la Copa América, luego de que se bajaran Colombia y la Argentina, hubo rechazos desde diferentes arcos políticos, debido a que el país registra la segunda cifra más alta de muertos en el mundo por la pandemia y ante la amenaza de una inminente tercera ola. Pero el gobierno de Bolsonaro aseguró que estaban dadas las condiciones y, un día después, comunicó cuáles serían las cuatro ciudades que albergarán el certamen: Río de Janeiro, Goiania, Mato Grosso y Brasilia.

El cambio de escenario hacia Brasil también provocó una ola de dudas entre los propios jugadores. «Estamos en contra de la Copa América pero nunca le diremos que no a la selección», comunicaron los futbolistas de la Verdeamarela, luego de que Tite también hiciera público su apoyo al plantel por haber manifestado su disconformidad ante la CBF. «Todos los datos recientes nos llevan a creer que es un proceso inadecuado para su realización», remarcaron los jugadores en el documento difundido el martes.

El descontento fue similar en otras selecciones. Los primeros que se pronunciaron fueron Suárez y Cavani, En el predio de la AFA cayó como una bomba el cambio de sede. «Al final se decidió que no se haga por un tema de salud, por un tema lógico, y resulta que ahora nos vamos a Brasil. Con eso está todo dicho», dijo Lionel Scaloni.

Brasil suma casi 480.000 muertes por coronavirus, un promedio de 1.727 diarias. Es el segundo país del mundo con más fallecimientos desde el inicio de la pandemia y tercero a nivel de contagios. Según reportes de la prensa brasileña, los especialistas pronostican una tercera ola.

El presidente Jair Bolsonaro afirmó que están en condiciones de recibir el certamen y argumentó que, en las mismas condiciones, en Brasil se están disputando otros torneos nacionales como continentales. 



Tomado de Olé – Selección

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.